Todas las entradas de andrea

María Salvo, ex-presa política: “¿De aquí a diez años? Que muchos pueblos hayan conseguido ser independientes y soberanos”

A María Salvo la apresaron en Madrid en octubre de 1941 cuando actuaba de enlace de la resistencia antifranquista. Sufrió interrogatorios, torturas y dieciséis años en diferentes cárceles, pero una vez fuera continuó trabajando día a día por las ideas republicanas. Hoy, con 94 años, no deja de seguir la actualidad social y política, aportando tiempo, argumentos e ilusión a las luchas que continúan.
pueblos65_portada_mini

Pueblos 65 – Segundo trimestre de 2015

Desde finales de 2010, las protestas en el norte de África y Oriente Medio saltaron de país en país mientras la comunidad internacional miraba, alarmada y sorprendida, lo que estaba sucediendo. Lo que parecía una prometedora Primavera Árabe dio paso en menos de cinco años a la oscuridad y al reino del terror del Estado Islámico, algo que no hubiera podido suceder sin la complicidad de las principales potencias y sus aliados regionales.
1504_komunikARI_banner-pueblos

Izan zaitez KomunikARI!

Komunikatuz ikasi, entzun, pentsatu, amestu eta aritzen gara! Baina zelan aritu komunikatuz? Hori egin eta izateko, Pueblos, Bakea eta Duintasuna eta ONGIZ Elkarteek prozesu bat antolatu dugu, danok KomunikARIAK bihurtzeko. KomunikARIA, komunikatzen duena da, baita komunikatzeko gaitasuna duena eta era berean, aritzeko ere.

La evolución de las políticas de transferencia monetaria en Ecuador desde la perspectiva de género

Las políticas de transferencia monetaria se han convertido en un elemento importante de las iniciativas sociales en toda América Latina. En Ecuador se empiezan a aplicar desde 1998 como complemento a la eliminación de los subsidios a los combustibles (el gas metano y las gasolinas) y a la electricidad de uso doméstico. El gobierno de Jamil Mahuad las presentó como una respuesta compensatoria, en un contexto socio-económico excluyente generado por la aplicación de políticas económicas neoliberales.

Venezuela. Madres por la soberanía alimentaria

La constitución de la República Bolivariana de Venezuela aprobada en 1999 definió al país como un “estado democrático y social de derecho y de justicia” y estableció la igualdad, la prosperidad y el bienestar del pueblo como principios de obligado cumplimiento. Las garantías aprobadas en la norma han guiado una política social que ha permitido la reducción de la pobreza[1] y el acceso a los derechos sociales para millones de personas, al punto de lograr el cumplimiento de las metas de los Objetivos de Desarrollo del Milenio antes de 2015.