Archivo de la etiqueta: objetividad

Periodismo especializado: ¿tiene futuro en la televisión?

El periodismo especializado no atiende tanto a criterios de inmediatez, ni responde al gusto de audiencias monolíticas. No aspira a ser estrictamente objetivo, porque la objetividad periodística no es más que un mito; pero sí pone a prueba los procedimientos más rigurosos de búsqueda de información, selección y elaboración. Teniendo en cuenta las relaciones entre los medios y las grandes empresas (tanto a través de la publicidad como de la propiedad), ¿podemos creer que habrá espacio para el periodismo especializado en la televisión?

¿Contra el consenso neoliberal? Tiempo, recursos y comunicación crítica

El periodismo objetivo no existe. Es un mito. Todo periodista tiene una opinión personal sobre la realidad acerca de la que reporta en forma de noticia, crónica, entrevista o reportaje. Esa postura personal se acaba reflejando irremediablemente en las estructuras de sus piezas, en el orden con el que presenta sus informaciones, en sus titulares y en aquello que decide descartar. Por tanto, cualquier lector, oyente o espectador debería desconfiar de quien declare defender el “periodismo objetivo”, porque o bien desconoce la profesión o bien pretende manipular a la gente a través de esa pretendida “objetividad”.

Adostasun neoliberalaren kontra? Denbora, baliabideak eta komunikazio kritikoa

Kazetaritza objektiboa ez da existitzen. Mito bat da. Kazetari orok iritzi pertsonala du berria, kronika, elkarrizketa zein erreportaje moduan aurkezten duen errealitateari buruz. Ikuspegi pertsonal hori, hala beharrez bere piezen egituran, informazioa aurkezteko ordenan, titularretan eta alde batera uztea erabakitzen duen horretan izaten du isla. Beraz, edozein irakurlek, entzulek edo ikuslek mesfidantzaz jokatu beharko luke “kazetaritza objektiboa” defendatzen duenaren aurrean, edo pertsona horrek ez du lanbidea ondo ezagutzen edota jendea manipulatzen saiatzen ari da “objektibotasun” faltsu horren bitartez.

Sobre el ciberespacio, los sumideros, el otro y otras cosas

En su libro "Viajes con Heródoto" (2004) el escritor y periodista Ryszard Kapuscinski cuenta cómo, creciendo en Polonia durante la Guerra Fría, siempre se sintió intrigado por conocer lo que sucedía más allá de sus fronteras nacionales; y cómo fue que esa curiosidad, la misma que sintiera el historiador de la Grecia antigua Heródoto, lo llevó a golpear las puertas de una sala de redacción y ofrecerse a viajar a cualquier lado, reportar sobre cualquier historia lo que fuera con tal de cruzar la frontera: hacer parte de un paisaje diferente.