Archivo de la etiqueta: leer a

Leer a… Hervé Guibert. El pudor y el impudor de la generación literaria del sida

El próximo 27 de Diciembre se cumplirá el 25 aniversario del fallecimiento a los 36 años de edad de Hervé Guibert (París 1955 - Clamart 1991), escritor, dramaturgo, periodista, pintor, fotógrafo, performer y videoartista. Guibert forma parte destacada de la denominada coloquialmente “Generación del sida” que aglutinó a un grupo de artistas, literatos, cineastas, filósofos e investigadores sociales, que mediante su obra y su activismo político dieron luz, crítica y acción pública al devastador problema sanitario y social que esta enfermedad puso en evidencia en la década de los 80 y 90.

Crítica y literatura en Roland Barthes

Roland Barthes es quizás el crítico literario francés más importante de la segunda mitad del siglo XX y un exponente privilegiado de la renovación de los estudios literarios. Su primera obra, 'El grado cero de la escritura' (1953), está dedicada a la literatura moderna y la última, 'La cámara lúcida' (1980), a la fotografía, lo que da cuenta de la disparidad de sus intereses durante treinta años de escritura. En ese tiempo, Barthes se ocupó de los campos más diversos, siempre a la vanguardia del pensamiento: estudió la comunicación de masas ('Mitologías', 1958) en un momento en el que todavía se consideraba un objeto indigno de atención; se interesó por la moda ('Sistema de la moda', 1967); apostando siempre por la ruptura, en los años setenta, en un momento de cientifismo, reinvidicó el placer de la lectura y la escritura ('El placer del texto', 1973); y, siguiendo esa reivindicación, escribió un libro biográfico compuesto por fragmentos en tercera persona ('Roland Barthes' por Roland Barthes, 1975) y otro, sorprendente, sobre el discurso amoroso ('Fragmentos de un discurso amoroso', 1977), que llegó a ser un 'best-seller'.

Michel Foucault y la crítica del presente: prácticas de resistencia y transformación

Este año se cumplen treinta años de la muerte de Michel Foucault (1926-1984). Pensador del que sería difícil trazar un retrato intelectual de un solo trazo (pues, según su propio testimonio, escribía “para no tener ya rostro”), consideraba sus libros ante todo como intervenciones. “Quisiera construir libros bomba”, decía, “libros útiles precisamente en el momento en el que alguien los escribe o los lee. Y que desaparecieran luego”. Así, Foucault soñaba con libros imposibles que brillaran con la fuerza del acontecimiento y posibilitaran una transformación antes de verse reducidos a ceniza.