Archivo de la etiqueta: derechos humanos

La historia lo absolvió

La CIA organizó cientos de sofisticados intentos de asesinato contra él pero la eficaz DGI cubana (Dirección General de Inteligencia) logró desarticularlos a tiempo; el sector más recalcitrante del exilio cubano de Miami lo 'mató' decenas de veces desde que cayera enfermo en 2006 y los grandes medios de comunicación de todo el mundo se hicieron eco rápidamente de esas supuestas muertes. Fidel se vio obligado a aparecer una y otra vez públicamente para desmentirlo, como una suerte de 'fe de vida'. La mayoría de los principales medios han preparado su obituario y suplementos especiales sobre él desde hace años y los han tenido que actualizar una y otra vez apresuradamente ante cada rumor “de fuentes fidedignas” de que Fidel había muerto. Pero Fidel faltó una y otra vez a la cita. Él dijo que ya le había terminado dando risa cada vez que los medios se ponían a especular con su muerte y días después se veían obligados a 'resucitarlo' cuando aparecía públicamente.

Visiones alternativas al “infierno” de Zimbabue

Para muchos analistas, los meses entre mayo y agosto se han convertido en los más emocionantes de los últimos tiempos en Zimbabue. Las redes sociales han creado una plataforma nueva e importante para la crítica política, el debate, el activismo y la movilización que se ha ejemplificado con la crecida de manifestaciones (la de los operadores públicos de transporte, funcionarios y comerciantes transfronterizos) y hashtags de repercusión internacional como #Tajamuka o #Thisflag. Pero no constituyen en sí mismo una revolución. Son marcadores significativos de la lucha de Zimbabue por la democracia y el cambio político. Se puede argumentar que este despertar incluye mini revoluciones hacia la autoexpresión en los asuntos económicos y políticos.

Berta no murió, se multiplicó…

“Fui a las comunidades lenca para dar un curso sobre energías renovables, organizado por el COPINH (Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras), y Berta me ofreció su casa”, relataba Gustavo Castro. “Estuvimos hablando en el porche de su casita hasta tarde; y finalmente nos retiramos a dormir. Estaba trabajando con el ordenador, en mi cama, cuando se oyó un fuerte golpe. Habían tirado la puerta de la cocina. Al momento se abrió bruscamente la puerta de mi habitación y me vi encañonado, mientras oí a Berta enfrentar a sus agresores; varios disparos y cuando quien me apuntaba a la frente hizo el gesto definitivo de disparar, me encogí instintivamente y me tiré al suelo. El disparo me atravesó la oreja y la mano con la que me tapaba la cara. Me dieron por muerto y salieron huyendo”. Gustavo Castro es un buen amigo de Chiapas, dirigente muy conocido y reconocido del MAPDER, que lucha contra las grandes presas en México. Habían pasado varias semanas, pero aún se estremecía al contarlo, allá en la embajada mexicana en Tegucigalpa, donde la embajadora, Dª Dolores Jiménez, le protegió durante más de un mes, salvándole sin duda la vida.

Haneen Maykey: feminista, lesbiana, queer y palestina

Cuatro identidades cargadas de fuerza política que confluyen en su activismo y trabajo diario como co-fundadora y directora de la organización palestina ALQAWS. Compartimos un desayuno con ella en el que conversamos sobre el trabajo que realizan en Palestina en defensa de la diversidad sexual y de género, tras su paso por la XI jornada sobre estrategias positivas de desarrollo, realizadas el pasado mes de marzo en Bilbao.

Los derechos LGTTBIQ, una realidad por conquistar

La falta de derechos y situaciones de violencia que sufre el colectivo LGTTBIQ no es una cuestión residual, en una situación que vive esta comunidad en todas las partes del mundo. Cierto es que en muchos rincones se han dado pasos hacia una igualdad real, hacia el cumplimento de los derechos humanos y la posibilidad de que todas las personas vivan una vida digna. Sin embargo, la violencia simbólica, las agresiones, e incluso los asesinatos, a personas LGTTBIQ es una realidad de la que ningún país escapa, sustentado en muchas ocasiones por una política del miedo.