Archivo de la etiqueta: cultura de paz

En el marco conmemorativo de 80 aniversario del bombardeo de Gernika

Frontera, sombras y belleza

El 26 de abril de 1937, la Legión Cóndor alemana y las fuerzas aéreas italianas aliadas al ejército de Franco, sublevado contra la República Española, bombardean Gernika. Antes hubo otros bombardeos, pero el de la histórica villa ocupa un lugar referente entre los ataques aéreos contra población civil en el marco de la Guerra Civil Española. ‘El Guernica’ de Picasso, la expresión plástica del lienzo más emblemático y desplazado del siglo XX, lo convierte en el símbolo universal del horror de la Guerra. En abril de 1987, el Parlamento Vasco acuerda simbolizar en Gernika el homenaje a las víctimas del fascismo y ratificar el significado de Gernika como símbolo de paz y democracia[1]. Y establece en la villa un Centro de Estudios por la Paz[2].

Pueblos 73 – Segundo trimestre de 2017

El cambio climático es uno de los problemas más importantes a los que seguramente tendrá que hacer frente la humanidad en las próximas décadas. Para afrontar este desafío, de consecuencias globales y que afectará de un modo u otro a todas las regiones, el sistema propone teñirse de verde y continuar hablando de crecimiento, negando todas las evidencias. En el dossier central de este nuevo número de 'Pueblos', coordinado con Ecologistas en Acción, abordamos cuál es la respuesta más generalizada que se está dando a esta cuestión, cuáles son las indicaciones que da la ciencia, qué efectos son ya visibles en el continente africano y qué posibilidades tienen los medios alternativos para luchar por la justicia climática.

Educación para la Paz en Euskadi. Camino recorrido, camino por recorrer

Cualquier sociedad, por el mero hecho de estar formada por un conjunto de personas que interactúan entre sí con sus diferentes puntos de vista, intereses, percepciones y necesidades, necesita aprender a desarrollar competencias básicas que lleven a abordar los conflictos de manera creativa y pacífica. Si esto es así en cualquier sociedad, en una que, como la vasca, ha sufrido tanto la violencia, se antoja indispensable. En este contexto, numerosas personas, asociaciones e instituciones, se han implicado en los últimos 25 años para, desde el prisma de la Educación para la Paz y los derechos humanos, construir un país mejor.