Archivo de la etiqueta: buen vivir

El nuevo modelo educativo, un camino hacia el Buen Vivir ecuatoriano

La aplicación de políticas neoliberales en América Latina durante más de dos décadas comprometió el futuro de varias generaciones en los países de la región. El desmantelamiento del Estado y el traspaso de prestaciones al sector privado conllevaron la mercantilización de servicios estratégicos para la modernización y el desarrollo del continente. En el caso ecuatoriano, la entrega del sistema de educativo a manos privadas y la ausencia de un ente regulador degradaron especialmente las instituciones de educación superior que, incluso bajo modalidades de negocio familiar, ofrecían títulos de escaso valor académico.

La Guerra del Agua, la victoria de la democracia

En la pasada década de los 90, Bolivia vivía una oleada de privatizaciones impulsadas por los organismos internacionales como parte de un proceso de ajuste estructural. La concesión del sistema de agua de la ciudad de Cochabamba a un consorcio de capital extranjero ponía en riesgo el acceso a las fuentes de agua para las comunidades regantes y los barrios periurbanos. Las movilizaciones por el derecho a un bien básico dieron lugar a la “Guerra del Agua”, una lucha convertida en la primera victoria al neoliberalismo y en el inicio de un proceso de cambio.

La evolución de las políticas de transferencia monetaria en Ecuador desde la perspectiva de género

Las políticas de transferencia monetaria se han convertido en un elemento importante de las iniciativas sociales en toda América Latina. En Ecuador se empiezan a aplicar desde 1998 como complemento a la eliminación de los subsidios a los combustibles (el gas metano y las gasolinas) y a la electricidad de uso doméstico. El gobierno de Jamil Mahuad las presentó como una respuesta compensatoria, en un contexto socio-económico excluyente generado por la aplicación de políticas económicas neoliberales.

Gobiernos progresistas y movimientos sociales, un reencuentro imprescindible

Los procesos políticos progresistas que han venido hegemonizando el escenario latinoamericano los últimos quince años viven momentos cruciales. Cuestiones que afectan al eje vertebrador de las identidades programáticas e históricas de las fuerzas que componen estos gobiernos están encima de la mesa, tornándose objeto de disputa, no sólo frente a los enemigos de los procesos, situados en la derecha, el neoliberalismo y, en no pocos casos, en el golpismo, sino también en el ámbito interno de las complejas redes y movimientos que han venido ejerciendo un rol de sostén externo de las políticas de esta oleada progresista, y que suponen su expresión más genuinamente popular.