Crítica cine

El profesor Lazhar (2011)

La educación, la inmigración, el encuentro entre culturas, la relación con el otro y la muerte son los temas en torno a los cuales gira esta película canadiense, una narración hermosa exenta de clichés. Al inmigrante argelino Bachir Lazhar lo contratan como sustituto de un maestro que acaba de morir trágicamente y se encuentra con un grupo de niños y niñas muy afectados por el suceso. Es el punto de partida.

p53_Profesor_LazharEl profesor, que encierra una dura vida llena de miedo y dolor, tiene sin embargo un gran carisma y rápidamente se gana a los alumnos, que con él reciben una enseñanza llena de matices como jamás antes habrían podido pensar. Lazhar conmueve, desarma prejuicios, rompe tabúes y da muestra de una Humanidad con mayúsculas. Mayúsculo es también el coraje que se encierra tras el temor a ser deportado y formidable el acercamiento al tema de la educación.

Una película ésta que encierra una oda al buen maestro y una llamada al entendimiento con el otro. El otro que también podemos ser nosotros. El otro con sus miedos, sus alegrías, sus penas, sus deseos… que podrían ser los nuestros. Quizás. Que al menos nos interpelan. Realismo, drama, humor, ternura, una ambientación adecuada, un buen guión y unas interpretaciones soberbias hacen el resto.


EL PROFESOR LAZHAR (2011)
Título original: Monsieur Lazhar. País: Canadá. Dirección: Philippe Falardeau. Guión: Philippe Falardeau, basado en la obra “Bashir Lazhar” de Évelyne de la Chenelière. Reparto: Mohamed Fellag, Sophie Nélisse, Émilien Néron, Danielle Proulx, Brigitte Poupart. Ha recibido premios en los festivales de Locarno 2011, Seminci 2011, Rotterdam 2012 y Toronto 2011.


Beatriz Tostado es colaboradora de Pueblos – Revista de Información y Debate.

Este artículo ha sido publicado en el número 53 de Pueblos – Revista de Información y Debate – Tercer trimestre de 2012.


Print Friendly

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *